Puentes peatonales para desafiar tu vértigo

Desde modernas estructuras a frágiles pasarelas, te mostramos cinco puentes que ofrecen singulares atractivos y una alta cuota de adrenalina.

Puente Trift. Suiza

Ubicado cerca de Gadmen en Suiza, es el puente peatonal suspendido más largo de los Alpes, con una longitud de 170 metros y 100 metros de altura. Se suspende sobre el glaciar Trift, lo que garantiza unas vistas espectaculares para los que no tengan vértigo.  Si bien, su aparente inestabilidad y las vistas al vacío pueden impresionar, está construido con gruesos cables de acero a los que se atornillaron los tablones de madera. 

Construido originalmente en 2004 para acceder a la central hidroeléctrica de Trift, se reemplazó en 2009 por este modelo mucho más robusto y abierto al público.

Puente Hussaini. Pakistán

Amado por los aficionados a los entretenimientos extremos, este puente fue construido para cruzar el rio Hunza. En la zona, caracterizada ser ventosa, pueden verse los restos del puente original al lado del actual, que también fue construido con elementos simples como cuerdas y madera. Con el uso, muchas tablas se rompieron y los espacios entre ellas se hicieron muy grandes que, sumado al permanente viento helado, hacen que este el Hussaini sea considerado el Puente mas peligroso del mundo.

(Foto: Pulpitis/123RF).

Puente de Qeswachaka. Perú

Ubicado a 3.700 msnm, en el departamento del Cusco, este puente inca tiene una longitud de 28 metros, poco más de un metro de ancho y se suspende a 30 metros sobre el río Apurímac. Formaba parte de una importante red de caminos que conducían a Machu Picchu. Todos los años las comunidades locales, mediante un rito, mantienen y renuevan el puente como lo hacían los incas hace cientos de años. Hoy, es uno de los grandes atractivos turísticos de la zona.

(Foto: Mark Green/123RF).

Puente Carrick-a-Rede. Irlanda

Situado en la costa de Irlanda del Norte, este puente de cuerda, con 20 metros de largo y suspendido a 30 metros sobre el mar, conecta la tierra con la isla de Carrick-a-Rede.

Fue construido por los pescadores, para poder acceder a la zona por la que pasaban los salmones en la época de migración. En el año 2002, debido al cambio de las rutas migratorias, se terminó la actividad pesquera en esta zona así quedecidieron reconvertirlo en un atractivo turístico que recibe miles de visitantes cada día.

(Foto: Matthi/123RF).

Puente Capilano. Canadá

El puente colgante de Capilano cruza el río homónimo y es la atracción más popular de Vancouver en la Columbia Británica, Canadá. Tiene una longitud de 140 metros y está suspendido a 70 metros de altura. Si bien no es el original, existió uno en el lugar desde 1889, cuando George Grant Mackay compró los terrenos del otro lado del río y construyó una cabaña de madera y un primitivo puente que atrajo a los visitantes desde entonces. El actual, mucho más seguro y con barandas, a pesar de balancearse permanentemente recibe a más de 800.000 turistas al año.

(Foto: SergeyBreev/123RF).

Post relacionados

Dejar un comentario

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.

GDPR